¿Cómo preparo la bici para vender?

cómo preparo la bici para vender

De acuerdo, hemos decidido vender nuestra bici, con la que hemos disfrutado y recorrido tanto. Mejor pronto que tarde, es el momento de prepararla adecuadamente para venderla por el mayor precio posible. Por lo que si te estás preguntado eso de “cómo preparo la bici para vender” te damos las claves a continuación.

A LAVAR SE HA DICHO

Lo más probable es que decidas anunciarla online y para ello lo primero es dejarla presentable para que salga bien en las fotos, así que si aún no lo has hecho toca lavarla y dejarla bien limpia! El agua jabonosa te ayudará a limpiar sin dañar ni la pintura ni las pegatinas que pueda tener. Aunque darle un lavado rápido mejora su aspecto, lo mejor, si te resulta posible, es desmontar las ruedas para poder acceder a los huecos donde suele quedar suciedad como en los frenos, la unión de las vainas en el pedalier, las ruedas; y para poder limpiar mejor el conjunto de piñones. En las partes con restos de grasa, utiliza un desengrasante suave y deja actuar unos minutos aclarando despues con agua.

Si las ruedas son de montaña y tienen restos de barro, puede ocurrir que después de lavar con agua y estar aparentemente limpias, cuando secan vuelve a aparecer el resto de arcilla.

Siempre he pensado que lavar la bici es la mejor forma de revisar la bici y detectar pequeños daños, así que te ayudará a adelantar trabajo para los pasos que vienen después.

 

Manillar bici carretera segundamano¿QUÉ ASPECTO TIENE?

Una vez limpia es más fácil ver el estado real de conservación de la bici y apreciar los posibles daños que puede tener, como raspones, erosiones, abolladuras, picotazos en la pintura, pegatinas levantadas o descoloridas, cinta del manillar gastada, llantazos, radios rotos, cables pelados, …  De esta revisión habrá cosas que no merece la pena reparar o sustituir, pero otras puede ser interesante hacerlo porque por poco coste mejorará mucho la imagen que da.

 

¿EL CARBONO PINTA BIEN?

Si la bici tiene el cuadro, horquilla, tija, bielas, manillar u otros componentes de carbono, no está de más una inspección visual adicional para ver posibles fisuras o grietas. ¿Hay alguna zona que se hunde al presionar?

 

¿FUNCIONA BIEN?

Si has estado usando la bici con frecuencia, seguramente ya sabrás o sospecharás si la bici está bien o si hay alguna cosa que requiere revisión, ajuste o reparación. Si hace tiempo que no la usas, revísala o considera llevarla a revisar en qué estado está.  Puede ser manetas de frenos con demasiado recorrido, chirridos en los frenos, cambios desajustados, traqueteos o saltos en la cadena, algún crujido extraño al pedalear, holgura en la dirección, ruedas descentradas, discos que chirrian, horquilla o amortiguador demasiado blandos…. ¿están los tornillos apretados? ¿hace mucho que no se engrasa?

¿QUÉ TAL DE DESGASTE?

Puede ocurrir que la bici funcione bien pero que tenga piezas que necesiten cambiarse en muy poco tiempo. En la transmisión esto puede ocurrir fácilmente en la cadena, o con menos frecuencia en las roldanas, piñones o platos. Merece la pena echar un vistazo a las pastillas o zapatas de freno para comprobar en qué estado están. Y los neumáticos también hay que revisarlos, ¿cómo está la superficie? si son tubeless,¿ha pasado más de 6 meses sin cambiar el líquido? Si la bici tiene suspensión, ¿hace tiempo que no le cambias aceite y retenes?

Y AHORA QUÉ HACEMOS

En este punto tendrás una idea general del estado de la bici, y de cosas que puede necesitar para seguir en uso. Eso significa que o bien las gestionas tú y vendes la bici en buenas condiciones o el comprador tendrá que gastarse dinero en hacerlo por lo que es probable que te negocie el precio a la baja. No es siempre es fácil decidir qué hacer, pero ante la duda sobre el estado de la bici normalmente el precio de venta baja

Son unas cuantas cosas, ¿verdad? Lo cierto es que no siempre se tiene tiempo o ganas para hacer todo esto, no siempre se tiene espacio o herramientas, o simplemente no se tiene suficiente conocimiento. Si ése es el caso, tienes una alternativa que te permite vender al mejor precio, y que te hagan todo ese trabajo y mucho más.

 

Logo THEBIKESPLACE

Recuerda, THEBIKESPLACE recoge tu bici a domicilio, la revisamos a nivel estético, mecánico y estructural. Valoramos su puesta a punto, y la hacemos si lo deseas, para venderla y abonarte el precio de la venta, dando garantía de 1 año al comprador. No puede ser más cómodo!

Equipo THEBIKESPLACE

Quiero vender mi bici, ¿a qué precio?

vender mi bici

“Quiero vender mi bici”, ¿te suena?. Realmente vender una bici puede convertirse en algo complicado si no tenemos los conocimientos necesarios. Una vez decidimos vender nuestra bici en el mercado de segundamano, una de las primeras decisiones es cuánto queremos pedir. En realidad, el precio lo fija más el mercado que nosotros, por lo que puede ayudar intentar aproximarnos al valor de mercado que le corresponde, de este modo si ponemos un precio más alto  las posibilidades de venta se reducen, y si es inferior, la venta se producirá más rápido.

El valor de mercado de una bici usada depende de varios factores, entre los que destacan su valor de compra original, la calidad de sus materiales y componentes, el estado de desgaste mecánico, el estado de conservación estético y su integridad estructural, además de su antigüedad, obsolescencia y otros aspectos que influyen en su demanda por el mercado. A continuación comentamos cada uno de ellos.

Vista frontal bici con sombra de rueda

PRECIO COMPRA NUEVA
El valor de compra original es el punto de partida en el que el mercado se basa, para luego ajustar el importe en función del resto de aspectos, de tal modo que el precio final suele oscilar entre un 30% y un 70% del mismo.

COMPONENTES Y MATERIALES
Aunque la calidad de sus materiales y componentes se traslada directamente en el precio original, es cierto que no todos los materiales y componentes conservan el valor de igual forma o resisten el uso de la misma manera. Un cuadro de titanio o de acero de última generación presentan en general una durabilidad superior al carbono o al aluminio, o amortiguadores de muelle de última generación pueden necesitar menor mantenimiento que los de cámaras de aire.

ESTADO MECÁNICO
También es importante el estado de las piezas que están sometidas a más desgaste como la transmisión, neumáticos o componentes de frenado. A partir de cierto uso hay que  necesitaría sustituirlas, y ese coste que habrá que asumir reduce el valor de la bici.

CONSERVACIÓN ESTÉTICA
El factor más visual es el estado de conservación de la bicicleta, y cuanto más libre esté de arañazos, raspones, picotazos o erosiones en la superficie de cuadro y componentes más valor conservará.
Los daños estéticos también sugieren posibles daños mecánicos, por ejemplo un raspón en una maneta STI de bicicleta de carretera puede implicar mal funcionamiento en los cambios por el golpe recibido.

INTEGRIDAD
Respecto a la integridad estructural, es imprescindible que el cuadro y los componentes mantengan su función estructural para mantener el valor.
Hay que comprobarlo en todos los materiales pero cuando hablamos del carbono pueden aparecer con más frecuencia defectos o fisuras que no siempre son visibles y que necesitan reparación.

Esto ocurre no sólo por el uso habitual, sino también por acciones cotidianas como montaje y desmontaje de piezas en la reparación o transporte ya que el compuesto de carbono no soporta fuerzas de compresión. También un exceso de apriete en cierre de tija, potencia, cierre de ejes de rueda o soporte de rueda en bacas de transporte podría dañar cuadro, horquilla o llantas de carbono.

ANTIGÜEDAD
Merece mención la antigüedad, y si la bicicleta usa componentes o geometría “pasados de moda”.
Algunos estándares ya sólo permanecen en bicicletas clásicas como el diámetro de dirección de 1 pulgada o las palancas de cambio no indexadas al cuadro. Cada vez se ven menos frenos V-brake en bicicletas de montaña, y las ruedas de 26 pulgadas en montaña o los frenos caliper en carretera están cambiando por las nuevas tendencias de 27.5 y 29 pulgadas o los frenos de disco.

Todos estos cambios cada vez afectan a más piezas, en parte por el uso de nuevos materiales: diámetro de dirección, diámetro de ejes de rueda, diámetro de llantas, ancho de neumáticos y paso de rueda en cuadros, número de platos y piñones, sistemas de anclaje de desviador delantero, diámetros y fijación de pedalier, …

OFERTA EQUIVALENTE
Además hay que tener en cuenta la oferta existente en el mercado de bicicletas del mismo modelo o equivalentes. Si existen muchas unidades, el valor tenderá a bajar.

VENDER A MERCADO O A COMPRAVENTA INSTANTÁNEA
Y finalmente otra cuestión que afecta mucho al valor es la venta a tiendas especializadas en segundamano, que a cambio de una transacción inmediata pedirán un precio muy bajo en relación a su valor de mercado. Como alternativa puedes plantearte la venta en consigna o la subasta por parte de tiendas especializadas.

No es sencillo fijar el precio adecuado para una bicicleta, y para obtener el mayor valor y evitar que el plazo de venta se demore es útil adoptar una buena estrategia y acudir a los mejores.

Logo THEBIKESPLACE

Recuerda que en THEBIKESPLACE contamos con tecnología Big Data de Inteligencia de Mercado que nos permite tasar tu bici de forma óptima utilizando la referencia del mercado online completo de segundamano de bicicletas.

Más información en próximos posts!

Equipo THEBIKESPLACE